Tipos de RAID. Diferencias y configuración

Una parte muy importante en un NAS son los tipos de Raid. Como hemos visto en los capítulos anteriores ya tenemos nuestro NAS en casa, lo hemos conectado a la red doméstica y le hemos metido los discos duros. Lo primero que va a hacer el NAS nada más meter nuestros discos es preguntar por la configuración en que vamos a disponer de ellos.

En el vídeo explico las configuraciones más habituales y tipos de RAID, ya que hay muchos  y algunos muy complicados, pero esos son para un uso más profesional. Nosotros nos centraremos en un uso más doméstico y con menor exigencia de datos. Cuando metemos un disco duro al NAS lo lo formatea a EXT4 (linux) y perdemos todos los datos, por lo que si tenemos un disco con nuestras series, películas o fotos antes deberemos hacer una copia porque al formatearlo se perderán.

Lo que vamos a hacer es unir varios discos duros en un único volumen. Cuando en un ordenador tenemos varios discos estamos acostumbrados a que el ordenador los reconozca con varias letras, una por cada disco y así tenemos el disco C, D, E,…. En un NAS también puede haber muchos discos y lo que hacemos es que los reconozca a todos como un único volumen. Todo este proceso se realiza de manera transparente para nosotros y una vez configurado nos olvidamos de los discos que tenemos, y el NAS se encarga de gestionarlos.

Deberemos buscar el equilibrio entre seguridad, en caso de que falle alguno de nuestros discos duros y la capacidad total de nuestro sistema.Dependiendo de la configuración elegida tendremos una mayor capacidad o aprovechamiento de la capacidad total de todos los discos o primaremos más la seguridad en caso de que algún disco falle sacrificando algo de espacio.

En el vídeo desgrano y explico todos los tipos de configuraciones y tipos de RAID que son más habituales y que podemos usar en nuestros NAS.